Salvar el planeta es un gran propósito. Cuando oigo esta frase, mi cabeza se llena de osos polares intentando no hundirse mientras el hielo se resquebraja bajo sus zarpas. Peor que esto es la imagen de las pobres focas huyendo de lo que parece una persona con un palo...

leer más